Customer Service | Help | FAQ | PEP-Easy | Report a Data Error | About
:
Login
Tip: To receive notifications about new content…

PEP-Web Tip of the Day

Want to receive notifications about new content in PEP Web?   For more information about this feature, click here

To sign up to PEP Web Alert for weekly emails with new content updates click click here.

For the complete list of tips, see PEP-Web Tips on the PEP-Web support page.

Garma, A. (1958). Sterba, Emtha: EIN ABNORMES KIND. (Un niño anormal). “Internationaler Psychoanalytiker Verlag”. Viena, 1933. Rev. psicoanál., 15(1-2):166.

(1958). Revista de Psicoanálisis, 15(1-2):166

Sterba, Emtha: EIN ABNORMES KIND. (Un niño anormal). “Internationaler Psychoanalytiker Verlag”. Viena, 1933

Review by:
A. Garma

Un niño de cinco años, con desarrollo intelectual muy precoz, sobre todo para hablar, leer y operaciones matemáticas, pero con síntomas neuróticos graves: autismo intenso, ceremoniales obsesivos complicados para comer, vestirse, desnudarse, bañarse, etcétera, falta de pudor, etc. En una clínica universitaria de Viena, donde estuvo varias semanas en observación, fué diagnosticado de psicosis infantil.

Sterba describe magistralmente el curso del tratamiento, que duró dos años y que tuvo que vencer grandes dificultades. Una de las mayores fué el conseguir el contacto afectivo necesario para explorar los procesos inconscientes del enfermo.

La mayoría de los síntomas, orales. Interesante sobre todo el análisis de la expresión oral del pensamiento (modo de hablar, modo de manejar las palabras, relación de las palabras con su significado, etc.), por señalar claramente estadios primitivos del desarrollo del lenguaje.

Al lado de un factor constitucional claramente demostrable intervienen en el desarrollo de la neurosis varios traumas infantiles. Los más importantes son: una afección supurada y de larga duración del oído, con las consiguientes curas, muy dolorosas, el carácter neurótico de la madre, que se reflejaba con el modo de educar al niño, el nacimiento de un hermano cuando tenía dos años, y el comienzo de las sensaciones de orden genital.

El tratamiento consiguió que el enfermo adquiriese un sentido de la realidad, de la que anteriormente carecía casi por completo, como lo demuestra el diagnóstico de psicosis hecho por médicos experimentados. Es interesantísimo el ver cómo el interés del enfermo va poco a poco fijándose en las personas y objetos que le rodean, cuando se han vencido en el tratamiento las resistencias que a ello se oponen. Gran parte de los síntomas del enfermo desaparecieron; quedaron persistiendo restos de una fijación en la fase oral (interés exagerado en adquirir conocimientos, dificultades en el comer).

A. Garma.

[This is a summary or excerpt from the full text of the book or article. The full text of the document is available to subscribers.]

Copyright © 2019, Psychoanalytic Electronic Publishing, ISSN 2472-6982 Customer Service | Help | FAQ | Download PEP Bibliography | Report a Data Error | About

WARNING! This text is printed for personal use. It is copyright to the journal in which it originally appeared. It is illegal to redistribute it in any form.